viernes, 24 de octubre de 2014

Dos años atrás, el huracán :Sandy golpeó duramente el centro de Santiago de Cuba

(Hace dos años, el 25 de octubre del 2012, el huracán Sandy provocó grandes destrozos al fondo habitacional de Santiago de Cuba, con un enseñamiento particular con el centro de la ciudad. En total, el siniestro afectó a más de 171 mil viviendas en el territorio, incluyendo más de 15 mil derrumbes totales. En el tiempo transcurrido y gracias a los enormes esfuerzos realizados por la dirección del país, la provincia y la población en general, se han construidos, reconstruidos o reparado, más del 50 % de los casos. En aquella oportunidad, publicamos en Sierra Maestra el siguiente trabajo sobre la impresión que nos causó semejante catástrofe y que hoy aprovechamos para entregárselo a nuestros lectores) RAFAEL CARELA RAMOS Con una fuerza descomunal, el huracán “Sandy” golpeo el centro histórico de Santiago de Cuba, produciendo a su paso enormes destrozos a todo lo largo y ancho de este territorio. Un simple recorrido por la ciudad, nos ofrece la visión de numerosas viviendas destruidas; techos de zinc que salieron volando y dejaron desnudas las estructuras; calles obstruidas por los árboles arrancados de raíz y volcados sobre el pavimento; escombros de los más diversos tipos; vigas de techos, palos, tejas, tierra amontonados aquí y allá, denunciando la fuerza que los arrancó de su lugar de origen. Asimismo, son incontables los daños en las redes eléctrica y telefónica. Todavía no se ha cuantificado el número de postes derribados por el viento; los transformandores sobre el suelo de calles y avenidas; los cables telefónicos y de electricidad colgando de postes y viviendas. En medio de esta visión apocalíptica, la población, todavía anonadada y sorprendida por el brutal golpe recibido, esta trabajando en el escombreo y la limpieza de sus viviendas; en la protección de sus bienes y recursos; en organizar su vida en medio de esta tremenda situación. Conversando con algunos vecinos que vivieron el paso del ciclón Flora, por Santiago de Cuba, en 1963, nos dicen que lo de este huracán Sandy, de categoría 3, no tiene comparación alguna. El “Flora” se caracterizó por la abundancia abrumadora de sus aguas, el “Sandy”, por la fuerza descomunal de sus vientos. No obstante esta traumática experiencia, el pueblo santiaguero confía en la Revolución, en su espíritu solidario, en la seguridad de que pese a las limitaciones actuales del país, nadie quedará desamparado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario